in

Un selfie publicado en Facebook clave para resolver el asesinato de una joven

Una joven de Canadá ha sido condenada por el asesinato de su amiga después de que la policía descubriese el arma del delito en un selfie que publicó a través de Facebook.

Cheyenne Rose Antoine, de 21 años de edad, se declaró culpable el pasado lunes del asesinato de su amiga Brittney Gargol, de 18.

Todo ocurrió hace dos años. El 25 de marzo de 2015 Brittney fue encontrada muerta con signos de estrangulamiento en un basurero de Saskatoon, en el oeste de Canadá.

Horas antes del asesinato Cheyenne publicó en Facebook un selfie con su amiga y se convirtió en sospechosa. “¿Dónde estás? No supe más nada de ti. Espero que hayas llegado a casa sana y salva”, escribió.

Cheyenne le dijo a la policía que ambas habían ido a una fiesta y después a unos bares y que Brittney se fue con un hombre, mientras que ella se volvió a casa.

La fotografía que publicó Cheyenne en Facebook llamó la atención de los agentes que estaban investigando el caso por un detalle: En la imagen se ve como Cheyenne llevaba puesto el mismo cinturón que se encontró cerca del cuerpo de Brittney.

Durante el juicio, Cheyenne confesó que esa noche se presentó en casa de otro amigo alterada y golpeó y estranguló a su amiga. Dijo que se habían emborrachado y fumado marihuana. Cheyenne se declaró culpable pero no recuerda haber matado a su amiga.

“Nunca voy a perdonarme. Nada de lo que diré o haré la traerá de vuelta. Lo siento tanto, tanto… No debería haber sucedido nunca”, dijo Cheyenne.

La jueza evaluó positivamente que Cheyenne haya mostrado remordimiento y la condenó a 7 años de cárcel.

(Vía)


2 Comments

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

Un acosador en Australia: “Lo siento, tenía que hacerlo. Tienes el mejor culo”

Una mujer de 66 años se rompe una costilla en un ataque de tos