in

”¡No soy una oruga, soy una serpiente! Cuidadito conmigo”

”Estaba dando un paseo por el bosque con mi esposa y mi hijo, y nos topamos con esta pequeña oruga que hacía todo lo posible para parecer una serpiente y asustarme. No se rindió durante todo el tiempo que estuve observando”.

”Más tarde supe que se trata de una oruga de cola de golondrina spicebush, que se transforma en la mariposa de cola de golondrina spicebush. Mi mejor conjetura es que se parece más a una serpiente de maíz o una cabeza de cobre, aunque me parecía mucho más un Pokémon”.

''¡No soy una oruga, soy una serpiente! Cuidadito conmigo''


One Comment

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

Parecía ser una tranquila tarde en bici por el monte y acabó cayendo encima de unos cactus

Intentó darle una ración de karma al conductor del Mini, pero falló