in

Fue declarada muerta y, tres años después, sigue luchando por demostrar que está viva

Jeanne Pouchain es una mujer francesa de 58 años de edad que ha pasado los últimos tres años de su vida tratando de demostrar que está viva, después de que un tribunal que la declarase muerta tras una discusión con una exempleada.

Fue declarada muerta y, tres años después, sigue luchando por demostrar que está viva

La información proporcionada por una exempleada con el que mantenía una disputa legal fue utilizada por el tribunal para declarar que la mujer había fallecido. Así, este veredicto puso fin al proceso judicial y, además, arruinó la vida de Pouchain, pues su nombre fue borrado de los registros oficiales, perdió su tarjeta de identificación, su licencia de conducir, el seguro médico, la cuenta bancaria… Era como si ya no existiera.

“Fui a ver a un abogado que me dijo que se resolvería rápidamente, ya que había estado con mi médico, quien certificó que todavía estaba viva”, comentó Jeanne a la AFP. “Pero, debido a que hubo un fallo legal, esto no fue suficiente”.


4 Comments

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

Este hombre está cansado de que en la tele solo se hable de la nieve de Madrid…

¿Sabes cómo se dice ”trineo” en gallego?