in

El rompedor de cadenas

El rompedor de cadenas…


3 Comments

Leave a Reply

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

.

Este es el pago de la lealtad: Los norteamericanos dejaron a sus perros de servicio enjaulados y abandonados en el aeropuerto de Kabul, donde enloquecen de hambre y sed

El Casar, Guadalajara: Una patrulla de la Guardia Civil no da salido de una cuesta arriba